Rellenar tu cilindro de gas LP

como hacer el rellenado del tanque de gas lp

La forma más común de distribución del gas LP es por medio de cilindros o tanques, pueden ser cilindros o bien tanques estacionarios. En México más de 90 millones de hogares y comercios usan cilindros verticales de gas LP para cubrir sus necesidades de cocinado y suministro de agua caliente, para carburación automotriz o en sus negocios o fábricas.

Índice:

  1. ¿Dónde y cómo compro un cilindro de gas LP?
  2. ¿Cuánto cuesta rellenar un cilindro de gas LP?
  3. ¿Puedo rellenar un cilindro parcialmente?
  4. ¿Hay algunas precauciones que seguir al rellenar mi cilindro?

¿Dónde y cómo compro un cilindro de gas LP?

Los cilindros de gas pueden ser comprados nuevos y vacíos en tiendas de suministros para el hogar o ferreterías, directamente de las empresas que los fabrican o como la mayoría de los mexicanos, se compra directamente del camión distribuidor en su recorrido por el barrio. Los camiones tienen los teléfonos, correos electrónicos de contacto y en su caso páginas web rotulados para que el público los conozca y los use.

La gran mayoría de las empresas repartidoras en México toman pedidos por teléfono y algunas también lo hacen por medio de un apartado en sus páginas web. Las zonas donde más se usa este tipo de pedido es en las ciudades grandes. Aunque también es muy común que los camiones expendedores de cilindros tengan una ruta diaria establecida por las colonias y calles y toman pedidos y resurten en ese momento.

En los poblados más pequeños y zonas rurales, el rellenado se pide en le momento en que hace la ruta el camión surtidor, normalmente estas rutas están preestablecidas por la compañía repartidora, para tener una mejor logística. También se puede llevar el cilindro a las estaciones a rellenar, aunque en muchos lugares esto es ilegal y peligroso.

¿Cuánto cuesta rellenar un cilindro de gas LP?

Hay diferentes tamaños de cilindros de gas de acuerdo a la capacidad de almacenamiento de estos, es decir, hay tanques o cilindros de 5kg, 10kg, 15kg, 18kg, 20kg y 30kg. En México, los más comunes para uso doméstico son los 20kg y los de 30kg. Un cilindro vacío de 20kg nuevo puede costar alrededor de $1000 pesos. Los tanques de 30kg están entrando en desuso, porque la presión para llenar un tanque de 30kg es mucha y puede provocar un flamazo con mayor facilidad.

Actualmente en nuestro país los precios de gas LP por kilo varían de estado en estado y también dentro de la misma entidad los precios pueden variar entre compañías distribuidoras. Por ejemplo, Zacatecas es la entidad con el precio promedio por litro más bajo, en $14 pesos, y Baja California Sur registro el promedio más alto con $19.05 pesos por kilo.

¿Puedo rellenar un cilindro parcialmente?

En México, rellenar los tanques parcialmente es ilegal en muchos lugares, principalmente porque no existen las condiciones de seguridad necesarias en la mayoría de los expendios de gas y tampoco para transportar los cilindros, si deseas rellenar el tanque tienes que llevarlo tú mismo a la gasera.

Por ejemplo, el poner el cilindro en la cajuela del auto puede incrementar la posibilidad de que el cilindro sufra golpes, abolladuras e incluso explote. Esta, sin embargo, sigue siendo una práctica común, especialmente para las familias que no alcanzan a cubrir el costo de rellenar un cilindro completo o no hay rutas de camión repartidor.

Aunque ya hay algunas compañías en México que frecen este servicio, donde se suministra el gas con un sistema computarizado y básculas electrónicas para asegurar que los clientes paguen lo justo y se suministre el gas de forma correcta y segura, siguen siendo muy poca las compañías que ofrecen este servicio.

Aún esta en negociación con las gaseras el tema de tener estaciones de servicio o que los repartidores de gas puedan solo surtir lo que el bolsillo del usuario pueda comprar.

¿Hay algunas precauciones que seguir al rellenar mi cilindro?

La respuesta es ¡sí!, es muy importante que siempre revises que el tanque o cilindro cumpla con los siguientes lineamientos:

  • Que no tenga ninguna clase de abolladura, grieta, corroídos u oxidados, De ser así, rechaza ese tanque y pide al repartidor que te de otro en buen estado.
  • Deben tener un cuello protector y una llave de seguridad, estos deben estar en buen estado y la llave se debe de abrir y cerrar sin problemas. Para cerrarla solo debe girar en el sentido de las manecillas del reloj.
  • Algunas compañías distribuidoras de gas ponen etiquetas de identificación de la empresa y una calcomanía de seguridad, pero son opcionales.
  • Debes asegurarte que te entreguen el cilindro con una cinta plástica de seguridad que cubra la llave y el cuello protector del cilindro.
  • El cilindro debe estar en un lugar abierto y ventilado, nunca confinado. Debe estar por lo menos a tres metros de distancia de estufas, quemadores y boiler.
  • Usar solo instalaciones y tuberías de cobre y mangueras de coflex, nunca de plástico.

Ahora que sabes todo esto, ya puedes rellenar tu cilindro de gas con confianza y seguridad.